Archivo del sitio

Teogonía

Autor: Harrell, Charles R.

Teogonía se refiere al origen de Dios y ha sido un tema de investigación religiosa a lo largo de los siglos. Los pueblos antiguos, en particular sumerios, egipcios, griegos, y romanos, desarrollaron elaboradas genealogías para sus diversos dioses, racionalizando y mitificando el nacimiento y las características de cada uno. Esto está en contraste con la visión monoteísta judeo-cristiana de que Dios es eterno, sin causa y sin origen. El argumento tradicional establece que si todo efecto tiene una causa, tiene que haber una causa primera que ha existido siempre, y esta es Dios.

La visión teogónica de los Santos de los Últimos Días es diferente a todas los demás. Se basa en la doctrina de la existencia eterna de todos los seres inteligentes (DyC 93:29), junto con una creencia en su progreso eterno (véase DyC 93:13-14). Por abrazar la verdad y la luz, la inteligencia increada es capaz de crecer en el conocimiento, el poder, y la organización hasta que llega al estado glorificado de la divinidad, de ser uno con Dios (Deificación, Cristianismo Primitivo). Este proceso se conoce como progreso eterno y se expresa sucintamente en el aforismo SUD, “Como el hombre es, Dios una vez fue. Así como Dios es, el hombre puede llegar a ser” (Lorenzo Snow). Dios le dijo a Adán: “eres según el orden de aquel que fue sin principio de días ni fin de años, de eternidad en eternidad. He aquí, eres uno en mí, un hijo de Dios; y así todos pueden llegar a ser mis hijos”. (Moisés 6: 67-68).

CHARLES R. HARRELL

Artículo original Encyclopedia of Mormonism

http://eom.byu.edu/index.php/Theogony

Traducido por https://gesppp.wordpress.com/

Anuncios
A %d blogueros les gusta esto: